Llámanos al número gratuito 919049990

Desde la decisión de Reino Unido de separarse de Europa, han surgido numerosos artículos, por ejemplo en La Razón, en los que se comenta la posibilidad que tiene España de convertirse en una de las potencias Fintech. 

En esta ocasión trasladamos la siguiente pregunta a los influyentes del Fintech:


¿Por qué España podría / no podría convertirse en una potencia Fintech?

España potencia Fintech
España potencia Fintech

4 Respuestas

Pablo Blasco

Profesor y director de FintechSpain. @Pablo_BlascoB

05/04/2017

Para que un país se convierta en potencia, creo que tienen que confluir tres factores:

  • Un amplio mercado
  • Un ecosistema que incite a la inversión en startups y proyectos tecnológicos
  • Y por último, un entorno jurídico que garantice y respalde a las personas que quieran invertir y a los usuarios que deseen consumir este tipo de productos y servicios.

Si tomamos como referencia los países más desarrollados en la actualidad, USA y UK podrían ser el mejor ejemplo: cultura financiera asentada, ecosistema basado en inversiones en tecnología y un marco jurídico que permite la adopción de nuevos modelos de negocio.

Como referencia hacia el futuro: China e India parecen los dos países mejor posicionados, según estos tres factores (sólo hay que comprobar el número de NeoBanks y aplicaciones fintech aparecidas en los dos últimos años).  

En el caso español, al mercado le falta unos tres o cuatro años para consolidarse, la cultura financiera es baja y el desarrollo jurídico del sector limita mucho el desarrollo de nuevos modelos de negocio fintech. Debemos trabajar intensamente en los tres factores durante los próximos años para convertirnos realmente en una potencia fintech.


Jorge Segura

Economista, auditor de cuentas y bloguero. @jorgel_segura

05/04/2017

Partiendo de la base de que es solo una hipótesis y que no puedo saber el futuro, tampoco el del fintech, voy a dar una de esas opiniones personales que deseas sea errónea.

España no va a ser potencia Fintech de la misma forma que no es potencia en casi nada que tenga que ver con la innovación y menos en el sector financiero.

Y no va a serlo por tres razones:

  1. En el fintech español (en términos generales) no se está innovando. Se está copiando.
  2. El talento del sector ha sido expulsado.
  3. La experiencia histórica del sector financiero en España para nuevos actores es mala; regulación, lobbying y cultura financiera en general.

Por estas razones el verdadero fintech se desarrollará fuera del foco mediático y los profesionales que innoven estarán en los bordes de esta industria dentro de la industria, los "outsiders de los outsiders". 

Creo que el fintech español, el que se está presentando a bombo y platillo, está en medio de una deriva hacia la mediocridad, entre otras cosas porque se ha instalado en una narrativa mesiánica que no responde a la realidad.

Esto no quiere decir que no haya actores fintech que no lo estén haciendo bien y que algunos serán relevantes. Pero a nivel de industria veo improbable que España se convierta en una potencia fintech.

Es cuestión de tiempo.


Martín Huete

Analista de inversión, confundador de Finizens. @martinhuete

05/04/2017

Teóricamente España podría convertirse en una potencia fintech porque tiene todos los ingredientes para ello: Pasión, talento, recursos, infraestructuras, etc.…pero me temo que nos faltan algunas cosas muy importantes, entre las que podemos destacar la comprensión y apoyo de los poderes públicos,  la coordinación necesaria entre administraciones, y los palos que puedan meter en las ruedas el poderoso lobby bancario.


Jacobo Ferrando

Agente financiero. Lasfinanzascambian. @JacoboFerrando

05/04/2017

España tiene las mimbres para marcar un hito en la industria fintech. Actualmente, coexisten en el mercado diferentes propuestas que se han especializado en diferentes ámbitos. Así hay especialistas en la agregación de cuentas bancarias, en inversión, en divisas, en pagos, en préstamos. Además, dentro de cada una de esas áreas coexisten diversas categorías con diferentes actores. Todos ellos cuentan con uno o dos líderes del sector con tecnologías muy diferenciadas y que son referentes para el resto. 

Luego tenemos la banca que sigue con su proceso de digitalización de los servicios. Desde que se comenzó a hablar de fintech hasta ahora la visión que la banca tiene del mercado ha ido mudando. Ahora es mucho más colaborativa e integradora. No es raro ver cómo llegan a acuerdos o incluso adquieren a fintech para que mejoren su propuesta de valor al usuario.

Desde mi punto de vista, puede que ahora haya hasta mucho protagonista en diferentes sectores y tengamos al usuario con aplicaciones en su móvil abriéndolas y cerrándolas continuamente en función de qué necesidad u operación debe cubrir o realizar. Sería bueno discurrir hacia modelos más unificadores y en donde la integración de las distintas soluciones sirvieran para mejorar la experiencia del usuario.

El día en que miremos al mercado como un gran patio de alianzas estratégicas en lugar de como el sitio en el que competir y ser fuerte a costa de enfatizar las debilidades del otro, ese día sí podremos ser un referente. Las bases están pero para ser una potencia hay que mudar el cómo.


¿Te ha gustado este artículo? Compártelo

¿Necesitas ayuda?

Llámanos al 975 245 192 o pon aquí tu móvil y te llamamos nosotros. Un gestor personal te atenderá personalmente y sin compromiso.