Llámanos al número gratuito 919049990

Inflación

inflaciónLa inflación, en términos económicos, es un aumento generalizado de los precios en un país. Los precios de los bienes y servicios que las personas compran varían en función de muchos factores, por lo que unos aumentan y otros disminuyen. Cuando hablamos de inflación nos referimos a un aumento de los precios de forma generalizada, no sólo de algunos artículos, lo que significa que con el mismo dinero podremos adquirir menos bienes y servicios.
Si por el contrario, se produjera una disminución generalizada de los precios, estaríamos hablando de deflación.

Para medir la inflación se utiliza el Índice de Precios al Consumidor (IPC) que mide el porcentaje en que se incrementan los precios de una serie de productos y servicios adquiridos por un consumidor determinado.


Tipos de inflación

  • Inflación moderada: Los precios aumentan de forma gradual y lenta, no llegando a aumentar un 10% anual y sin modificar significativamente el poder adquisitivo de los consumidores.
  • Inflación galopante: Los precios aumentan la tasa de inflación de dos a tres dígitos en un año. El porcentaje de aumento de los precios se sitúa entre el 20% y el 200%, por lo que el dinero pierde su valor y los consumidores tratan de utilizarlo sólo para necesidades imprescindibles.
  • Hiperinflación: Consiste en el incremento exagerado de la inflación, pudiendo llegar a superar el 1000% en un año. Este incremento tan elevado se asocia a situaciones de crisis económica o conflictos bélicos que producen una gran pérdida del valor del dinero, lo que hace que los consumidores traten de gastarlo antes de que no valga nada.


Causas de la inflación

Son varios los factores que pueden provocar una subida generalizada de los precios:

  • La demanda: Cuando aumenta la demanda de unos determinados bienes y no se tiene la capacidad productiva suficiente para hacer frente a ese aumento se produce una subida de los precios.
  • La oferta: Se produce un aumento de los factores productivos necesarios para la fabricación de bienes y en consecuencia, se aumentan los precios de dichos bienes para seguir obteniendo beneficio.
  • Causas sociales: Se producen previsiones de aumento de precios en un futuro cercano y los fabricantes y productores de bienes deciden anticiparse y subir antes sus precios.


Efectos de la inflación

  • Efectos positivos: Al aumentar la inflación, los Bancos Centrales tienden a realizar ajustes en los tipos de interés para frenar la recesión y fomentar la inversión entre los consumidores.
  • Efectos negativos: Al aumento generalizado de los precios va unida la pérdida de valor de la moneda en curso en un país determinado, lo que puede suponer el freno en inversión y ahorro para los consumidores.

¿Necesitas ayuda?

Llámanos al 975 245 192 o pon aquí tu móvil y te llamamos nosotros. Un gestor personal te atenderá personalmente y sin compromiso.