Acreedor

< Volver

El término acreedor es muy común para cualquiera que esté relacionado con el mundo de las finanzas; incluso para el resto de la población es un término muy utilizado en el día a día cuando hablamos sobretodo de créditos, préstamos… y demás términos financieros. Es una palabra sobre la que hay que tener claro su significado para estar al tanto de cualquier cuestión que pueda afectar a nuestro dinero. Vamos a explicar qué es el término acreedor y su aplicación en el mundo financiero.


¿Quién es el acreedor?

Acreedor es aquél al que le deben dinero dentro de un préstamo financiero. Está fuertemente relacionado con el término deudor que sería su nexo de unión y la posición contraria de la operación, la parte que debe el dinero. Resumiendo, el acreedor es el que debe recibir el importe del préstamo más los intereses establecidos por parte del deudor.

Si extrapolamos los términos a la realidad, los acreedores se suele corresponder con las entidades financieras y los deudores serían los particulares o empresas que han solicitado financiación. Pero hoy en día no sólo es generalmente el acreedor el banco.


El término acreedor en un ejemplo práctico

La empresa que solicita financiación alternativa a MytripleA necesita circulante para aprovisionarse de materiales que le permitan producir más, ya que las ventas han aumentado y necesita aumentar su stock. Solicita 100.000 euros y tras estudiar la operación, MytripleA aprueba la operación, se pone a disposición de los inversores y una vez completada la cantidad, la empresa recibe el dinero solicitado creando un contrato de préstamo en el que aparece la figura del deudor y el acreedor.

La empresa se convierte en la deudora de la operación teniendo que cancelar el préstamo mediante la devolución de las cuotas correspondientes junto con los intereses establecidos. Mientras que MytripleA sería la parte intermediaria teniendo que recibir el importe acordado por parte del deudor (empresa) y trasladarlo al acreedor, es decir al inversor que participa en el préstamo. En el momento en que se ha devuelto el montante total de la operación, el contrato queda extinguido y desaparecen las figuras de deudor y acreedor.

Por tanto, el término acreedor surge siempre que se crea una deuda y se dará por finalizado cuando se salde esa deuda.

¿Buscas mayor rentabilidad?

Invierte desde 50€ prestando tu dinero directamente a empresas.

Invertir tu dinero

Términos relacionados :
Garantía Real
Reconocimiento de deuda

< Volver

MytripleA

Plataforma de Crowdlending para empresas
¿ya estás listo?



Invertir tu dinero

© 2013 TUTRIPLEA FINANCE PFP S.L. Todos los derechos reservados.

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Al continuar navegando entendemos que aceptas su uso y nuestros Términos legales.